Orval, la primera universidad que será cerrada

Orval, la primera universidad que será cerrada

Sunedu deniega la licencia a universidad privada. Sus más de 170 alumnos podrán culminar su carrera o trasladarse en un plazo de dos años. Anuncian nuevos cierres.

Cuando se aprobó la Ley Universitaria, se decía que esta acabaría con las llamadas universidades “chicha”, las que funcionaban en garajes o no contaban con infraestructura o plana docente adecuadas. Ahora, cuatro años después, esto se concreta con la denegación de la licencia de funcionamiento, y cierre progresivo, de la primera casa de estudios que no ha superado la evaluación de la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (Sunedu).

Se trata de la Universidad Peruana de Arte Orval, privada (con fines de lucro), la cual no ha logrado cumplir con ninguna de las ocho condiciones mínimas en oferta educativa, equipamiento, líneas de investigación, inserción laboral, planes de estudio, según la resolución publicada hoy en el diario oficial El Peruano.

Esta universidad, cuya única sede funciona en San Borja, ofrece las carreras de Arquitectura de Interiores, Dirección de Artes Gráficas Publicitarias, y Arqueoarquitectura y Gestión Turística. También, las licenciaturas por complementación pedagógica semipresencial, por experiencia laboral y una maestría de Historia del arte peruano.

Ahora bien, la denegación de la autorización de funcionamiento llevará al cese de sus actividades en un plazo no mayor a dos años. En este periodo, sus 176 alumnos podrán culminar sus estudios en la misma universidad o hacerlo en otra, a través de un traslado libre o los convenios que esta goce con la entidad ya cerrada.

Otra opción será que la institución se fusione o sea absorbida por otra ya licenciada.

Por lo pronto,deberá suspender su proceso de admisión, pero no interrumpir el ciclo en curso. La universidad Orval ya no puede admitir estudiantes nuevos, ni realizar procesos de matrícula.

A suspender admisión


Este diario comprobó que hasta ayer dicha casa de estudios ofertaba su proceso de admisión, programado para el 3 de noviembre. También ofrecía los servicios preuniversitarios. Según sus asesores educativos, las pensiones superan los 890 soles y los egresados reciben un certificado de la universidad, un título a nombre de la Nación, con “reconocimiento de la Sunedu”.

Hay que precisar que luego del cese definitivo, la universidad contará con otros dos años para emitir los grados y títulos.

En el Perú, de las 145 universidades y escuelas de posgrado, 54 (32 privadas y 22 públicas) han superado el proceso obligatorio de licenciamiento.

Se tiene previsto que hasta este viernes una privada y una pública se sumen a la lista. “No se evalúa la excelencia, sino el cumplimiento básico de 8 condiciones de calidad, que derivan en indicadores. Basta con que no tenga uno de ellos para que esta universidad incumpla”, explica la Sunedu.

Pues bien, la universidad Orval, que comenzó el proceso de licenciamiento en setiembre del 2016, solo cumplió con 11 de 44 indicadores, y no acreditó otros como el contar con talleres y laboratorios suficientes, políticas que fomenten la investigación, o docentes a tiempo completo (solo registra el 5.9% cuando lo mínimo es el 25%).

Habrá hasta 7 cerradas


Pero esta no será la única con licencia denegada. Según la Sunedu, se tiene previsto que entre 4 y 7 universidades privadas, la mayoría de Lima, también inicien el proceso de cierre progresivo hasta diciembre próximo. “Las identificadas no pasan ni la primera etapa del licenciamiento (revisión documentaria). No tienen comunidad universitaria”, precisa.

En caso de que las universidades se nieguen a cesar sus actividades, la Sunedu podrá interponer sanciones monetarias o denunciar a sus autoridades por el delito de desacato, similar a lo que ocurrió en el 2015 con los rectores que se negaron a dejar sus cargos.

Por su parte, la Asociación de Universidades del Perú (Asup) sugirió que la Superintendencia se prepare ante las posibles acciones legales, como medidas cautelares, de la comunidad universitaria.

Tiene 60 días

La Orval, ahora, tiene 60 días para remitir a la Sunedu la lista de egresados, graduados y titulados. También deberá encargarse de trasladar el acervo académico de quienes se trasladen a otra universidad. Según la Sunedu, se espera que las universidades de posible traslado atiendan a los estudiantes y colaboren con su adecuación. “Es una situación de emergencia. En el caso de las pensiones, esperamos el gesto solidario de la universidad a trasladarse”. Este solo es el inicio, las evaluaciones de licenciamiento continuarán el 2019.

El próximo año evaluarán las carreras vinculadas a medicina
- En el marco del proceso de licenciamiento, 31 universidades licenciadas dejaron de ofrecer 837 programas de estudio. Del total, 10 son de medicina.

- Hasta el momento se registran 175 filiales cerradas: 93 lo han hecho de manera voluntaria al no alcanzar las condiciones básicas de calidad y otras 82 lo harán a fin de año por no contar con autorización, según la Sunedu.

- Se tiene previsto que en marzo del 2019 se comience con el proceso de licenciamiento de los programas de medicina.

- La denegación de la licencia es una decisión del consejo directivo de Sunedu.

- El presidente de la Federación de Estudiantes del Perú, Darwin Bustíos, pidió a la Sunedu realizar una campaña informativa en las universidades afectadas de cada región.

Creditos | La Republica

[full-post]